Noticias

14.Jul.2013 / 10:29 pm / Haga un comentario

Rodolfo-Marcos-Torres

Con la nacionalización del Banco de Venezuela, en junio de 2009, el Gobierno Bolivariano le dio un impulso a la democratización del crédito y la bancarización de un vasto sector de la población, manifestó el ministro de Estado para la Banca Pública, Rodolfo Marco Torres

“La institución en manos del Estado ha contribuido con el objetivo de alcanzar la soberanía alimentaria, incrementando en más de nueve veces el financiamiento a los productores del país”, dijo el ministro.

Los créditos al sector agrícola pasaron de 1.716 millones de bolívares en junio de 2009, fecha de su nacionalización, a 15.625 millones de bolívares al cierre del mismo mes de este año, especificó el ministro.

Como parte del proceso de la política de inclusión social, el servidor público sostuvo que la entidad estatal ha instalado cerca de 496 Terminales Bancarios Comunitarios (TBComs) y se entregaron 4.857 créditos socio-productivos por un monto superior a 446 millones de bolívares. También resaltó el rol de la institución en la tarea de garantizar el acceso de los ciudadanos a bienes y servicios.

La entidad cuenta con más de 7,1 millones de clientes, 415 agencias, 1.217 cajeros automáticos y 34.277 puntos de venta. “Esta infraestructura ha permitido incorporar a un número creciente de beneficiarios de las misiones sociales”, agregó el también presidente de la entidad.

Entre sus logros están la entrega de 220.273 tarjetas de débito a las pensionadas y los pensionados del Instituto Venezolano de los Seguros Sociales, y se les ofreció la opción de solicitar su Cédula del Vivir Bien con una tasa preferencial de 15%. También se realizó el pago de misiones y beneficios sociales a más de 645 mil venezolanas y venezolanos.

Otro de los programas que ejecutó la institución fue el financiamiento de Mi Casa Bien Equipada a 120.336 familias por 561 millones de bolívares. Marco Torres agregó que gracias a que la entidad pasó a manos del Estado se pudo instaurar el sistema Petro-Orinoco, destinado al pago de pasivos laborales a empleados y obreros de la Administración Pública Centralizada y de las universidades nacionales.

“Ser un banco del Gobierno Bolivariano ha hecho la diferencia desde el 3 de julio de 2009 y los números reflejan el liderazgo indiscutible de esta institución dentro del sistema financiero nacional”, recalcó el ministro.

Innovación y crecimiento

La actualización de la plataforma tecnológica ha sido fundamental para atender a los más de 7 millones de usuarias y usuarios que ha generado un crecimiento exponencial del número de transacciones.

“La innovación tecnológica ha sido punta de lanza en la gestión del nuevo banco de Venezuela. La instalación y certificación del centro de procesamiento de datos alternos, bajo la modalidad de datacontainer, ha cumplido con todas las normas exigidas por las autoridades bancarias del país y los estándares internacionales”, aseveró Marco Torres.

Este crecimiento ha estado acompañado de incorporación de nuevos productos y servicios para mantener el liderazgo en el país. En estos cuatro años de gestión bolivariana se incorporaron también nuevos canales de banca electrónica como clavemóvil y multiserviciosclave (cajeros multifuncionales).

Además se automatizaron los procesos de admisión de créditos para Mi Casa Bien Equipada, Cédula del Vivir Bien, Visa Contigo, Visa Deportiva, Credinómina y Programa Venezuela Productiva. “Ahora estas solicitudes se hacen por internet en nuestro portal digital”, reiteró el ministro.

Se desarrolló e implementó también el sistema integral de pago (subrogación a los clientes de los bancos intervenidos), a través del cual se cancelaron 3.347 millones de bolívares a más de 591 mil ahorristas.

Además el Banco de Venezuela es una de las entidades financieras públicas que opera con el Sistema Unitario de Compensación Regional (Sucre) en operaciones internacionales del Banco. Bajo esa modalidad se han realizado 1.307 operaciones por 582,5 millones de dólares.

Liderazgo financiero

Marco Torres destacó que el Banco de Venezuela se ha mantenido durante 37 meses consecutivos en el primer lugar de captación de depósitos entre las instituciones financieras del país, con un total de 149.752 millones de bolívares.

Al realizar una comparación de los avances de estos cuatro años respecto a cuando estaba en manos privadas, indicó que en junio de 2009 las captaciones de la entidad financiera se ubicaban en 25.706 millones de bolívares, mientras que a finales del mismo mes de este año cerraron en 149.752 millones de bolívares.

“La institución se convirtió en el primer banco el país en depósitos. Esto fue posible gracias a la confianza de sus clientes y a de sus trabajadoras y trabajadores totalmente comprometidos con hacer de la entidad una institución transparente y al servicio del pueblo, apoyando al sector privado e instituciones públicas”, expresó.

La entidad ha ocupado el primer lugar en otorgamiento de financiamientos, por 15 meses consecutivos. En junio de 2009, cuando el Gobierno Bolivariano recibió el Banco, ocupaba el cuarto lugar con una cartera de 14.493 millones y al cierre del mes pasado era líder con una cartera de 87.801 millones.

El secreto de este crecimiento, según el titular de la entidad, es una gestión eficiente acompañada del proyecto pionero en Venezuela de promover cultura de pago y cultura de ahorro a través del programa de educación financiera, ha permitido que este liderazgo en créditos presente una mora por debajo del promedio de 0,98% del sistema financiero nacional.

Además, es líder en activos totales, tras alcanzar una expansión superior a 450% en los últimos 4 años, con 166.846 millones a junio de 2013. A esto se le suma la solidez manifestada en el patrimonio, que se ha cuadriplicado desde la adquisición por parte del Estado, con un total de 13.092 millones.

Para junio de 2013 el índice de morosidad de la institución se ubicó en 0,62%, logrando una disminución de 0,79% desde que el Estado adquirió el Banco, pues para junio de 2009 estaba en 1,41%, destacó el servidor público.

Mayor rentabilidad

Según el presidente de la institución, las cifras demuestran con hechos “los logros de una gestión eficiente”: Entre junio 2009 y junio 2013 se registró una utilidad neta de 13.137 millones, lo que indica que el banco obtuvo elevados beneficios que se invirtieron en el país.

El Estado recuperó los 2.593 millones de bolívares que invirtió en la adquisición del Banco de Venezuela en julio de 2009. “Si sumamos la utilidad generada y el incremento del patrimonio del banco, que se ubica actualmente en 13.092 millones de bolívares, estamos hablando que se ha recuperado la inversión en 733%”, enfatizó.

Solo en el primer semestre de este año la utilidad neta fue de 3.382 millones y se proyecta para el cierre del segundo semestre 3.700 millones, para un total de 7.082 millones. En 2008 cuando el banco pertenecía a un grupo privado el total utilidades fue de 1.049 millones.

De estas utilidades, se han entregado al Ejecutivo Nacional un total de 11.942 millones destinados a inversión social, entre 2009 y 2013.

Tomado de: Prensa Presidencial MINCI

 

Hacer un comentario.




Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten. Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación.

Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.